La ropa es tan poderosa que puede definir nuestro humor, o hasta nuestra autoestima. La moda nos hace sentir aceptadas; si tenemos los items de la temporada sentimos comodidad y pertenencia con nuestro círculo social, pues el estilo muestra nuestra personalidad y gustos sin tener que hablar.

Los bralettes son la pieza clave para la felicidad de cualquier mujer. A veces es difícil decidir entre qué preferimos, si usar una prenda incomoda, que sabemos que se ve bien en nosotros y nos hace sentir seguras porque estamos a la moda, o una pieza cómoda que tal vez no sea la más cool o adecuada. Este conflicto no existe a la hora de usar un bralette, ya que tiene todas las ventajas que cualquier mujer busca en una prenda, algunas de ellas son:

No tiene copas

El mayor conflicto de los brasieres es que no son cómodos, es muy difícil conseguir «el brasier perfecto» que nos acomode y además arme bien, por supuesto cuando lo encontramos nos quedamos con el mismo de por vida. Esto no es un issue con los bralettes, pues no tienen copas y la mayoría son stretch sin ganchos para cerrar. Ideal para usar un día de descanso.

Hechos para verse

A diferencia de los bras, están hechos para verse. Son el item perfecto para darle un toque sexy a nuestro look. Algunas maneras de usarlo es con blusas holgadas que dejen a la vista el bralette a los lados o una blusa con escote.

Mejora la circulación

Tienen la enorme ventaja de acoplarse a nuestro cuerpo, lo cual evita presión como generalmente pasa con los bras. A veces al quitarnos el brasier podemos notar líneas rojas de tensión por llevarlo puesto demasiadas horas, con el bralette no pasa.

Diversidad de modelos

Una de las razones más llamativas de los bralettes son sus diseños, al no tener copa estas piezas pueden jugar y mezclar diferentes y divertidos diseños, además de ser versátiles.

Son frescos

Dan una sensación de libertad ya que son muy cómodos, a veces ni nos damos cuenta que tenemos algo puesto. Nos dan flexibilidad

Tener un bralette es un must para cualquier mujer. Además, es la época perfecta para lucirlo, ¿ya tienes el tuyo?