El diseñador de Moda libanés; Elie Saab, es el claro ejemplo de que trabajar arduamente por tus sueños, ser persistente y apasionado, convierte prácticamente lo imposible en posible.

  

Autodidacta, desde niño aprendió a coser, actividad con la cuál se dio cuenta, que a eso se quería dedicar por el resto de su vida.

 En 1997, Saab fue el primer diseñador sin ascendencia italiana en convertirse en miembro de la Cámara Nacional de la Moda Italiana; mismo año en el que presentó su primera colección en Roma.

Aunque a su corta edad de 18 años inició su marca, no fue hasta los 40 donde empezó a tener popularidad en Norteamérica, ya que fue el primer diseñador libanés en vestir a una actriz ganadora del Oscar; Halle Berry, en la 74ª entrega de los premios de la Academia en 2002.

Hoy en día es uno de los atuendos más icónicos de la historia de la moda; el cuál ganó el 8° lugar como uno de los vestidos más sobresalientes de todos los tiempos en la alfombra roja.

Un año después de su exitoso descubrimiento, la Cámara Sindical de Alta Costura lo invitó a unirse como miembro, y presentó su primera colección Haute Couture en Paris 2003.

La semana pasada fue de celebración para el diseñador, ya que se inauguró la primera boutique de la marca homónima en New York; situada en Madison Avenue 860, con prendas Prêt-à-porter y accesorios, donde se puede reflejar la elegancia y lujo que tanto distigue a Saab.

Según con los voceros de la marca, esperamos para finales de este año otra apertura en New York, como segunda boutique especialmente para su colección de novias.

Si bien, sus diseños están disponibles en Estados Unidos desde; Saks Fifth Avenue y Neiman Marcus, entre otros, la apertura de su boutique refuerza su posición en este País.

  

Para nosotras las mexicanas tenemos a la mano algunas de sus hermosas prendas, mayormente de  las colecciones Ready to Wear, en Saks Fifth Avenue Santa Fe de la Ciudad de México, y en Palacio de Hierro de CDMX y Monterrey.

Reconocido por ser el primer diseñador libanés en tener éxito mundialmente, se puede respirar la sensibilidad creativa que posee en cada una de sus piezas, donde deja su trademark como símbolo y muestra de que la feminidad es su mayor inspiración; sus bordados de cristal e incrustaciones; las transparencias y telas vaporosas, son indispensables en sus diseños.

Para no perderle la pista al diseñador -casi imposible, por su gran éxito- cuenta con su propio blog llamado The Light of now; the Elie Saab Magazine, donde por supuesto están las noticias más relevantes de la marca, puntos de venta y colecciones nuevas.

Melissa Jáuregui.