Retomando lo que se vivió en la edición del Mercedes-Benz Fashion Week México Primavera/Verano 2014, esto es lo que se vivió el segundo día.

Macario Jiménez, como ya es costumbre, presentó una propuesto femenina y delicada pero esta vez con algunos toques «rudos» al mezclar telas suaves como satines y seda con telas rígidas, gruesas y burdas como tafetas y brocados.

1369150_10151869344293950_150950379_n

Su colección, titulada «Psicodelia» se presentó como la edición pasada en The Box y se compuso de una paleta de colores en azul marino, rosas, y mezclas de colores tierra.

Angel Sanchez, uno de los grandes invitados a esta edición de MBFWMx presentó una colección elegante y muy sofisticada la cual tituló «Lluvia». La colección, que en parte refleja el sportswear, lució moderna y sofisticada gracias a la gran cantidad de cortes que caracterizaban a las prendas.

Aunque con un aire minimalista, los diseños de Sanchez no eran lo que se llamaría «sencillos» pues se combinaban incluso dos siluetas diferentes en un mismo look variando texturas y largos.

1388685_10151869353198950_215740257_n

Esta propuesta se destacó además por una excelente confección y calidad en las telas entre las cuales había seda, gazar de seda, organza, entre otras. Aunque la propuesta de color fue en su mayoría blanco y negro, también hubieron acentos en naranja y fucsia.

Pink Magnolia se inspiró en el chicle para esta temporada y titularon su colección «Bubble Love». Con una propuesta muy colorida que se caracterizó principalmente por el rosa en diversas tonalidades, así como el aqua, lila, crema y negro jugó con el mix and match de prints.

1395058_10151869364453950_913924561_n

Además de esto, se pudo observar un aire cinquentero con una influencia infantil, divertida y fresca. Entre los detalles destacados se encuentra el print de dulces, los zapatos con plataformas en colores metálicos y tornasol, así como los lentes los cuales hicieron en colaboración con Mercura Sunglasses.

 

Lydia Lavín como ya es costumbre, es orgullo para la moda mexicana. En esta ocasión presentó una colección titulada «Hijas de la Lluvia» la cual se inspira en el poder que tiene la naturaleza de crear y a la vez de destruir.

Esta fue una propuesta clásica con elementos que la hicieron fresca como bordados y cortes asimétricos. En la colección predominaron las fibras naturales como el algodón, la seda, y el lino y se compuso de todo tipo de prendas: casuales, cocktail, noche e incluso bridal y beachwear.

1388705_10151869389378950_196438225_n

 

La paleta de colores osciló entre los típicos mexicanos como el rosa, turquesa, verde y algunos toques en negro. Los colores también se hicieron presentes en los bordados los cuales destacaron como es usual, esta vez formando grecas, flores, libélulas y mariposas.

 

JI + B tomó un giro y un salto a lo desconocido y apostó por una propuesta con notas tropicales y con influencias campesinas para la próxima temporada.  Con una paleta de colores vibrante que se caracterizó por aqua, verde limón, amarillo, naranja, lila y fucsia se presentó una colección compuesta por prendas maxi, siluetas asimétricas, túnicas y siluetas que fluyen.

Al igual que con Carlín, el dorado toma un papel protagonista al presentar las prendas detalles llamativos en este tono metálico, aunque en esta ocasión resulta protagonista en medio de un aire relajado y natural.

BLACK, la línea de Mauricio Olvera y Leonardo de Lozanne introducida la temporada pasada fue nuevamente la única dedicada 100% al menswear. Su colección PV2014, titulada «Black Oasis», presentó prendas clásicas y limpias con un «twist» que se genera de la inspiración de aquel hombre cazador y aventurero. Como tal, la paleta de colores se compuso casi en su totalidad de colores terracota y se pudieron observar chinos, camisas, bermudas, chaquetas, y chalecos entre las prendas.

Con telas como algodones, lino y piel delgada, la colección resulto ser fresca, ligera, funcional y comercial pero a la vez elegante, logrando un toque effortless chic. Los accesorios como backpacks de piel, cintos, sombreros y turbantes así como la diversidad en zapatos: Oxford, sandalias, e incluso botas altas en distressed leather hicieron de esta propuesta interesante y atrevida perfecta para el hombre moderno.

 

Colaboración en reportaje: Pau González.