Si estás en contacto constante con nuestra industria seguramente nombres como Cara, Coco, y Karlie son reconocidos por tu cabeza instantáneamente. Incluso sin necesidad de mencionar sus apellidos. ¿Por qué? Porque las modelos nuevamente se apoderaron del «mundo» como si fueran las más famosas estrellas de cine. 

Esta categoría importante de «supermodels» no se veía desde los 80s y 90s, en donde las portadoras de este tag eran personajes de la altura de Cindy Crawford o Linda Evangelista. Pero hoy en día la historia es diferente.

Si bien como menciona Mike Albo en su reportaje para GLAMOUR (US, Agosto 2013) «después de varios años de silencio, las supermodelos son, bueno, super otra vez», sin duda las condiciones para que esto sucediera son diferentes a como lo eran en noventas y también lo es la razón por la que son consideradas «super».

Image 

Vivimos en el mundo del social media. Y hoy las supermodelos tienen una exposición que no tenían las supermodelos originales; entre Twitter, Instagram, y Facebook las modelos pueden ser exactamente eso: SUPER ante los ojos de sus miles de seguidores (fiestas, backstages, y la dolce vita) Pero, ¿son en realidad super?

Cara es sin lugar a dudas el nombre que más resuena en esta lista. Hoy en día es casi imposible presenciar una pasarela sin que ella sea (verdaderamente) el centro de atención. La prensa ya no habla de las prendas o de las front rows. La prensa habla de Cara. Entre escándalos por drogas y sus dates (desde Harry Styles de One Direction hasta el supuesto [nunca comprobado] romance con el Príncipe Harry), esta joven de apenas 21 años se ha logrado posicionar en la cabeza de las pasarelas, campañas publicitarias, y portadas de revista. Y según se nos hizo saber la semana pasada, quiere posicionarse también en la pantalla grande pues se supo que audicionó para la cinta Fifty Shades of Grey. ¿Qué le pasó a la Cara cotizada y reservada? ¿Sobreexposición no será contraproducente en nuestra era? Si, es cierto. Las supermodelos originales eran sobreexpuestas también, pero en la era del social media la gente tiende a aburrirse rápido. Desde mi punto de vista, debe manejarse la imagen de las nuevas supermodels con más cuidado.

Image

Por otro lado, personajes como Coco Rocha y Karlie Kloss son más low key pero no menos importantes. Coco y Karlie siguen manteniendo ese encanto «secreto» que tienen las modelos. Aceptémoslo, no todos queremos saber TODO de las modelos. 

La escena de la moda está cambiando, eso lo sabemos. Pero, ¿y la escena de las modelos? Últimamente parece que el mundo de la moda y las modelos está siendo más y más independiente cada vez el uno del otro. Y eso nos gusta. Simplemente esperemos que la nueva era de supermodels sepa moverse en este mundo cambiante y quedarse también en él. Es una tarea difícil se si considera realmente.