98_dg_am131207_f

Domenico Dolce y Stefano Gabbana fueron encontrados culpablessentenciados a 20 meses en prisión por una corte italiana. El delito: evasión de taxas, monto que asciende a 1 billon de euros.

La parte precursora estipula que cada diseñador evadió un monto de 416 millones de euros por ganancias propias y cerca de 200 millones por una compañía establecida en Luxemburgo. Los diseñadores por su parte niegan los cargos.

¿Qué pasará? Teniendo un imperio de moda italiana como lo es Dolce & Gabbana una evasión de impuestos suena ridícula, pero más ridículo el hecho de que haya una posibilidad que sea cierto. ¿Cómo se permiten esto casas de moda tan importantes? Seguramente pronto se conocerán más detalles al respecto.