En medio de una paleta de metálicos, texturas enriquecedoras y siluetas que evocaban a la delicadeza femenina, David Salomón presentó su colección Primavera-Verano 2013.

 

Tomando como inspiración el Disco Glam, bautizó a su colección “Luna Bye” compuesta de 24 looks. Vestidos de noche, vestidos de cocktail, siluetas muy lady-like pero a la vez que fluyen, escotes en la espalda, cortes que dejaban ver la delicada cintura de las modelos, siluetas asimétricas, faldas en silueta “A”, y prints orgánicos fueron los componentes esenciales de esta colección.

 

A pesar de ser siluetas relativamente sencillas, los textiles supieron cumplir con el elemento adictivo en la colección, y es que las texturas tan cargadas y bromosas hicieron que siluetas simples cobraran vida sobre la pasarela.